Tres recomendaciones para elegir un socio para tu sociedad

Cuando se trata de elegir un socio para tu sociedad es importante tener en cuenta que, éste puede ser el eslabón más fuerte o el más débil. Es por ello que te mostramos en esta oportunidad algunas recomendaciones al respecto.

Tres recomendaciones para elegir un socio para tu sociedad

Primero: la seguridad

Antes de elegir un socio debes asegurarte que cumple con los estándares que se necesitan. Para ello, solo tienes que tener estándares que pueden ser resueltos a través de estas preguntas:

  • La forma de gerenciar y personalidad que poseo ¿permitirán que comparta las tomas decisiones y control del negocio?
  • ¿Por qué este individuo sería mi socio?
  • ¿Cuál es su aporte al negocio y que papel desempeñaría a largo plazo?
  • ¿Qué pasaría si decide el retirarse de la empresa en un momento x?

Segundo: Formal y legal

Toda relación de negocios que incluya socios, debe ser formalizada y documentada de dos formas:

  • Se debe constituir una sociedad mercantil que mejor convenga a las características que busca la relación de socios, es decir si es abierta o cerrada. Luego se contrata un defensor de la ley para que pueda hacer la redacción de un pacto social en el que se especifican las cláusulas que el gobierno del país exige a las sociedades.
  • No todos los acuerdos de socios van al pacto social, sino que se debe redactar un acuerdo de socios privado o contrato societario que va a ampliar lo que está escrito en el pacto social y cada socio debe firmarlo (autenticado por un abogado).

Tercero: Negociar y acordar

Todo negocio que posea socios, debe acordar de forma firme, los temas a continuación:

  • Dos o más socios
  • El tiempo y la forma en la que se pagarán las utilidades y cómo serán calcularán para ser pagadas.
  • El aporte de cada socio (dinero, compromiso, tiempo, conocimiento o valor agregado).
  • Relación y afinidad entre socios, así como la forma en que trabajarán.
  • Valor económico de cada aporte y el porcentaje de las acciones de cada socio.
  • Sociedad cerrada o socios a futuro.
  • Miembros de la Junta Directiva y posición de los integrantes.
  • Decisiones con respecto al retiro de un socio en el futuro, quién tomará la participación y el cálculo del valor que se pagará al mismo.
  • El tipo de sociedad mercantil conveniente.
  • La representación legal de la empresa y su dominio.
  • Decisiones ante el ingreso futuro de familiares a la empresa.

Y hemos llegado al final, ahora que ya sabes las recomendaciones para elegir un socio para tu sociedad, tómalas en cuenta. Y si se trata de la venta de una sociedad limitada, recuerda que debes tomar la decisión junto con tu socio.